5 cosas que saber sobre las revisiones médicas de empresa

El seguro de salud para pymes puede incluir la realización de las revisiones médicas de empresa llevadas a cabo por un servicio de prevención oficial. Estas revisiones tienen unas características muy concretas:

-Son obligatorias para la empresa y voluntarias para el trabajador. No obstante, existen algunas excepciones, como la revisión que se realiza antes de comenzar a trabajar y que determina si el trabajador es apto para realizar sus tareas y la que se puede realizar tras una baja laboral larga, con el mismo fin.

-Los datos son confidenciales. Los datos de la revisión de empresa son absolutamente confidenciales, aunque el empresario tiene derecho a saber si el trabajador es o no apto para la realización de sus tareas habituales.

-El trabajador tiene que ir al centro marcado por la empresa. No es posible realizarse una revisión médica en un centro elegido por el trabajador y querer cargarlo a la empresa. La empresa es la que tiene la potestad de escoger el servicio de prevención con el que quiere trabajar y, por tanto, si el trabajador desea realizarse la revisión, tendrá que acudir al fijado. Incluso si el servicio de prevención contará con más de una oficina, tendrá que ir a la que se le indique. No obstante, lo habitual es fijar la más cercana al puesto de trabajo, lo que hace que todo sea más sencillo. En algunos casos, se permite elegir oficina si el trabajador va a ir fuera de su horario laboral.

-La empresa no puede solicitar que se abone nada en este concepto. El coste de las revisiones periódicas por parte del servicio de prevención es a cargo de la empresa y, en ningún caso, la empresa podrá cobrar nada al trabajador por la misma en función de ningún concepto. Además, el trabajador tiene derecho a realizarlas dentro de su horario laboral tal como ha quedado reflejado en diferentes sentencias. No obstante, es posible llegar a un acuerdo con la empresa para realizarlas en otro horario cuando puede suponer un problema para el normal desarrollo de la actividad.

-Estando de baja, no se realizan las revisiones periódicas. Si el trabajador está con una incapacidad temporal, lo que se conoce como estar de baja médica, no tiene que realizar las revisiones periódicas. Pero la empresa sí puede solicitar que cuando el trabajador se incorpore, se realice una revisión para comprobar si está en condiciones de realizar su trabajo. Normalmente, esto no sucede a no ser que la baja sea muy larga o que haya una sospecha de que puede existir un problema.